• Para Fuenzalida, la mayor toma de conciencia de la población respecto de sus derechos como consumidores obliga a las prestadoras de servicios básicos a elevar sus estándares de calidad.
Crédito fotografía: 
Andrea Cantillanes
La idea, explicó el parlamentario gremialista, es que las personas puedan canalizar sus principales dudas y que las empresas cumplan con un mayor estándar de calidad.

La calidad en los servicios se ha hecho un elemento crucial a la hora de evaluar la satisfacción por un bien o servicio y con el aumento de nuestra población y surgimiento de nuevas necesidades, los bienes públicos han tomado una relevancia mayor a la que existía antes.

Es por esta razón que el diputado de la UDI Juan Manuel Fuenzalida presentó ante la Cámara Baja un proyecto de ley que establece que las compañías proveedores de servicios básicos domiciliarios pongan a disposición de los usuarios una línea telefónica gratuita que permita canalizar las principales dudas, inquietudes y reclamos con ocasión de la prestación de estos servicios.

Al respecto, el parlamentario gremialista, explicó que el Servicio Nacional del Consumidor se ocupa de la defensa y protección de los derechos de los consumidores a nivel nacional y la existencia de una mayor conciencia a nivel social en torno a este tema hace que en la actualidad el estándar de calidad sea mayor, por lo que las instituciones públicas o privadas deben cumplir exhaustivamente con los clientes.

Es por ello que, de acuerdo al diputado UDI, “la propuesta legal señala que en el plano de servicios básicos domiciliarios como el agua, la electricidad y el agua, la garantía protectora de los derechos de los consumidores se acentúa aún más, tomando en consideración la relevancia que implica estos servicios en el diario vivir”.

En concreto, dijo el legislador, “uno de los principales derechos con que cuentan los consumidores es el de información, constituido por aquella facultad que la ley les asigna a los consumidores a obtener de la manera más expedita los pormenores respecto a la calidad y continuidad del servicio”.

Es por lo anterior, finalizó el diputado Juan Manuel Fuenzalida y con el objeto de canalizar de manera eficiente las inquietudes y reclamos de los usuarios ante cualquier desperfecto en el otorgamiento de estos servicios, “el proyecto de ley propone incorporar un nuevo artículo en la Ley Nº 19.496, estableciendo que las compañías proveedores de servicios básicos domiciliarios pongan a disposición de los usuarios una línea telefónica gratuita que permita canalizar las principales dudas, inquietudes y reclamos con ocasión de la prestación de estos servicios”, remató.

 

 

 

Contenido relacionado

- {{similar.created}}

No hay contenido relacionado

Cargando ...

 

 

 

 

 

 

Diario El Día

 

 

Vida Hogar

 

 

X